miércoles, 14 de octubre de 2015

ASALTO A SIDI BOU ZID



Battleground en Strategic Land VI 2012

Juego: Battleground
Temática: 2GM
Escala: 20mm
Fecha: 07/07/12
Jugadores:
Americanos: Burt
Alemanes: Papikiller
Lugar: Strategic Land VI 2012

En esta ocasión, y aprovechando el marco de las Strategic Land del año 2012, pudimos hacer una partida abierta, para todo el que quisiera jugar.

En este caso se recreo la batalla de Sidi Bou Zid, que también utilizamos en las Alpha Ares 2011, entre norteamericanos y alemanes en Túnez, 1943

Quedando la mesa de la siguiente guisa.
 
 
 
 
 



La fuerza norteamericana, en esta ocasión, era básicamente un pelotón de infantería mecanizada, apoyada por un mortero y las correspondientes unidades de MMG y un M-20 de recon.






Los alemanes, también con infantería, camiones y KFZ-251, apoyados por un par de cañones Pak-40.

Mientras que los alemanes empiezan la partida en la zona norte de la población, los americanos llegan por le sur  de la misma, ocultos tras un colina ligera. El avance inicial no hay ningún percance para la infantería, que avanza por la calle principal de la población. Pero su avance central no es muy alegre, ya que la información es que existe una unidad alemana en la población, y hay que sacarla de ahí. La infantería, descienden de los blindados e inician el avance parapetándose entre los muros y esquinas de las calles. Mientras, desde los blindados, el ametrallador y el conductor no bajan para poder dar un apoyo móvil a sus compañeros.






Pero por el flanco derecho americano, el vehículo Recón y el M-3 blindado de las ametralladoras, se topan de frente con un Kfz 251 de mando, con un Pak-36 montado en el frontal. Suerte tuvieron las escuadras de ametralladoras, de no sucumbir en el impacto del 37mm alemán, pero los dejó inmovilizados y sin mucho que poder hacer.






Mientras una escuadra apoya a las ametralladoras para que puedan salir del berenjenal en el que los alemanes los han metido, otra de las escuadras, avanzan por la calle central, como ya he indicado, hasta que el fuego de las MG-34 les frena el avance y tienen las primeras bajas.






El Bazooka de apoyo de la compañía, sale de detrás de la loma y se posiciona para intentar abatir al blindado alemán.






Entre el Pak-36 y las ametralladoras apostadas al final del pueblo, la unidad de ametralladoras MMG, no pueden hacer otra cosa que agachar la cabeza hasta que sus compañeros puedan echarles una mano.






Mientras la unidad de morteros americana consigue llegar detrás de la colina, para empezar a utilizar los 2 morteros de 81mm.






El mando de la sección de morteros, posicionado en la loma de la colina, tiene una muy buena vista de lo que está pasando a la entrada del pueblo.






Los alemanes se han parapetado a la salida del pueblo, con un mortero, un par de MG-34 y con un Pak-40, por lo que el castigo hacia las confiadas tropas norteamericanas, ya dentro de la población, es insufrible.


 




Al final, uno de los M-3, en un arranque de valor y heroicidad, consigue avanzar en solitario por el flanco izquierdo. Sorprendentemente los alemanes no toman en consideración este vehículo y se centran en las tropas, por lo que al llegar a la altura del Pak-40 y los morteros, el ametrallador del M-3  de la escuadra del flanco izquierdo (tiradas de valor a la mitad, tanto del conductor como suyas, pasadas constantemente, como dos jabatos), consiguen mermar con su .30 Cal. a las dotaciones de las máquinas alemanas.


 

Al final, por tener que estar con el tema de los premios y con las constantes interrupciones que tienen los organizadores, la partida no consiguió avanzar de este punto. Está muy claro que ese blindado M-3 tubo muchísima suerte y que no se cuanta de eso le quedaba ya, pero en cuanto uno del KFZ 251 se diese la vuelta para frenar el avance de este Kamikaze, poco más iba a durar. Pero ese era el objetivo de este vehículo, sacar a uno de los tres blindados alemanes que estaba castigando mi flanco derecho, darles un respiro a mis hombres y poder reorganizar el ataque, frenado por los blindados, las ametralladoras y los morteros alemanes.

Una rato de tarde divertida, entre interrupción e interrupción, cosa que ya en las siguientes ediciones, por la afluencia de público y por la cantidad de mesas que llevaron las tiendas y otros clubs, ya no hemos podido hacer nadie del club.

Saludos.
Burt.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...